caret-black caret-sm-black caret-sm-white checklist arrow-circle thumb_icon icon-questions bra-icon star star-half review-icon grid-view-icon list-view-icon circle-drag ] icon-checkmark-nocircle icon-envelope Left Arrow Right Arrow Scroll down Scroll down close Scroll down french-quote quote-marks squiggle german-quote Play Pause long squiggle squiggle 1 close filter-icon Info Compare Compare Selected Information
Equipamiento y tecnología

Nuestro compromiso con el abastecimiento responsable

Brooks Running

Una inmersión profunda en nuestro compromiso por tener una cadena de suministro sostenible y una mano de obra justa.

¿Qué significa abastecimiento responsable para nosotros?

En Brooks nos gusta decir que hacemos una cosa: fabricar equipación genial para correr. Cuando te concentras en lo que mejor haces, lo haces mejor. Y mejor significa algo más que una gran zapatilla y una buena experiencia al correr, significa poner de nuestra parte para asegurarnos de que todo el mundo que quiere correr es bienvenido y que todo el que corre tiene un lugar para hacerlo.

Un abastecimiento responsable significa que respetamos los derechos humanos, avanzamos en el bienestar de los trabajadores y garantizamos una fabricación sostenible.

Respeto por los derechos humanos

Un primer paso crítico en nuestro programa de abastecimiento responsable es asegurar que tenemos visibilidad en las fábricas que fabrican productos y materiales de Brooks, sin ser dueños o gestores de ninguna de ellas, para asegurar que nuestros estándares de abastecimiento responsable sean respetados. Hacemos un seguimiento del 100 % de las fábricas de nivel 1 (ensamblaje final del producto) y nivel 2 (fabricación de materiales) y divulgamos públicamente nuestra lista de fábricas mundiales, que se puede encontrar aquí.

Para promover y mantener una cadena de suministros ética, seguimos muchas normas internacionales de derechos humanos. Nos basamos en la Declaración Universal de los Derechos Humanos y en la Declaración de los principios y derechos fundamentales de los trabajadores de la Organización Internacional del Trabajo. También coordinamos nuestras políticas y estándares con las mejores prácticas internacionales, incluyendo el código base de la Iniciativa de Comercio Ético, la Asociación del Trabajo Justo, la Asociación Americana del Calzado (AAFA) y el Business Social Compliance Initiative (BSCI).

Trabajamos con fábricas que comparten nuestros valores en el respeto de los derechos humanos y las condiciones de trabajo justas y seguras.

Nuestros compromisos para 2025:

. En 2021 ampliamos nuestra evaluación anual de cumplimiento social para incluir a nuestros proveedores de materiales de alto volumen de nivel 2 . Ya confirmamos que estas fábricas cumplen con nuestros estándares de suministro responsable durante el nuevo proceso de incorporación a la fábrica, pero su inclusión en nuestro proceso de evaluación anual nos permite evaluar el cumplimiento continuo.

El lanzamiento de una herramienta estandarizada de la industria llamada Higg Facility Social Labor Module, o Higg FSLM, nos permitió ampliar la evaluación de cumplimiento social más profundamente en nuestra cadena de suministros. Como miembro de la Coalición de Confección Sostenible (SAC) y firmante del Programa de Convergencia Laboral Social (SLCP), solicitaremos a nuestros proveedores de material de alto volumen de nivel 2 que realicen anualmente la lista estandarizada por la industria Higg FSLM.

Después de completar una evaluación de responsabilidad social, trabajamos estrechamente con las fábricas para remediar cualquier problema identificado que no cumpla con nuestros estándares. Se espera que las fábricas solucionen los problemas críticos de inmediato y los menos graves en seis meses. Con el espíritu de una mejora continua y nuestro compromiso de establecer asociaciones con las fábricas a largo plazo, cuando Brooks se encuentra con algún incumplimiento, trabajamos con la fábrica para entender la causa raíz y encontrar una solución sostenible que corrija el problema y a la vez evite que se produzcan problemas similares en el futuro.

En 2020, el 79 % de nuestro producto procedía de fábricas que habían logrado una puntuación de 90 o más. Se trata de un aumento significativo con respecto a años anteriores y puede atribuirse a los esfuerzos proactivos de nuestro equipo de abastecimiento responsable, que trabaja con cada fábrica de calzado de nivel 1  para identificar oportunidades de mejora del rendimiento y desarrollar planes de mejora a largo plazo.

Avanzar en el bienestar de los trabajadores

Creemos que tenemos la oportunidad de marcar la diferencia en las vidas de las personas que trabajan en nuestra cadena de suministros de fabricación. Nuestro enfoque se centra actualmente en involucrar directamente a los trabajadores en áreas que son críticas para su bienestar, incluyendo las opiniones de los trabajadores, los salarios, las horas de trabajo, el acoso y el abuso, los mecanismos de reclamación y las representaciones de los trabajadores. Reconocemos que una auditoría tradicional de cumplimiento social no es la herramienta más eficaz para comprender plenamente el bienestar de los trabajadores, por lo que hemos implementado una encuesta de opinión de los trabajadores para interactuar directamente con ellos y proporcionarles una plataforma para compartir sus perspectivas.

Nuestro compromiso para 2025:

  • Calzado 100 % proveniente de fábricas de nivel 1 que logren un “Sólido resultado” en la encuesta de opinión de los trabajadores para 2025

Esta encuesta es 100 % anónima y nos permite escuchar a un número significativamente mayor de trabajadores en comparación con una auditoría tradicional. Los resultados de la encuesta complementan los hallazgos de la auditoría de cumplimiento social y nos han ayudado a colaborar con nuestros socios de las fábricas para desarrollar soluciones que aborden específicamente las preocupaciones planteadas por los trabajadores. En 2020, ese compromiso se centró en el ambiente de trabajo
y los mecanismos de queja que eran temas comunes planteados por los trabajadores a través de la encuesta.

Fabricación sostenible

La pieza final de nuestro programa de suministro responsable tiene como objetivo reducir el impacto ambiental asociado con la fabricación de productos y materiales de Brooks.

Nuestros compromisos para 2025:

  • Un 100 % de productos y materiales de alto volumen provenientes de fábricas que alcancen el nivel 1 de Higg FEM y trabajen hacia el nivel 3.
  • Un 100 % de cumplimiento con el ZDHC MRSL  y cero vertidos de productos químicos peligrosos
  • 100 % de fabricación de productos químicos a base de agua
  • Uso exclusivo de no fluorados (C0) repelentes de agua duraderos y tratamientos anti absorbentes

. Nuestro enfoque para lograr nuestro objetivo de fabricación sostenible es evaluar el desempeño ambiental de las instalaciones que fabrican nuestros productos y materiales utilizando la herramienta estandarizada de la industria, el Higg Facility Environmental Module (Higg FEM). Hemos estado utilizando esta herramienta con nuestras fábricas de ensamblaje final de nivel 1 desde 2014 y nuestros proveedores de material de alto volumen de nivel 2 desde 2019. Tras la finalización de esta auto evaluación, todas las fábricas deben verificar la exactitud de la misma a través de un verificador autorizado.

Esperamos que todas las fábricas alcancen el nivel 1 Higg FEM. Esto indica que la fábrica entiende bien su impacto ambiental y hace un seguimiento de su rendimiento de sostenibilidad. Nuestro enfoque para mejorar el rendimiento es revisar cada evaluación verificada e identificar las acciones específicas que la fábrica tendrá que llevar a cabo para lograr el requisito de rendimiento de nivel 1. Trabajamos con aquellas fábricas que ya han alcanzado el nivel 1 para desarrollar un plan de acción hacia el logro del objetivo a largo plazo de rendimiento de nivel 3, lo que indica que la fábrica ha implementado prácticas líderes para reducir el impacto ambiental.

Un enfoque importante de nuestro programa de fabricación sostenible es la gestión de los productos químicos. El objetivo de nuestro programa de Productos Químicos Responsables es asegurar que las fábricas que fabrican productos y materiales de Brooks utilizan solo productos químicos que son seguros para las personas y para el planeta. La lista de sustancias restringidas de Brooks (RSL) sustenta el programa de Sustancias Químicas Responsables y define aquellas que restringimos o eliminamos de nuestros productos. Todos los materiales en los productos de Brooks deben cumplir con nuestra RSL. Comunicamos nuestros requisitos de sustancias restringidas a todos nuestros proveedores a través de nuestra RSL y mantenemos este acuerdo a través de nuestro Código de Conducta y Acuerdo de Cumplimiento de RSL, que se firma por todos los proveedores con cada versión actualizada de la misma.

En 2020, seguimos centrándonos en la transición de los productos químicos utilizados en el ensamblaje de calzado a alternativas basadas en el agua que sean más seguras para las personas y para el planeta. A finales de 2020, más de la mitad de los productos químicos para ensamblaje de fabricación de calzado estaban basados en agua, un 25 % más que en 2019. Además, el 86 % de los adhesivos son ahora a base de agua, frente al 72 % en 2019, y el 22 % de las impresiones son ahora a base de agua, frente al 0 % en 2019.

El camino a seguir

¿Quieres saber más sobre nuestros esfuerzos para abanderar el correr para todos? Descubre nuestra estrategia con las personas y mantente al día con nuestros informes más recientes.